¿Eres feliz?


 

“Desde hace algún tiempo llevo dándole vueltas a esta idea, ¿soy feliz?, ¿alguien lo es?¿, ¿existe el término felicidad?, ¿es algo por lo que merezca la pena preocuparse y luchar?

 

No sé si en los tiempos que corren la gente puede llegar a serlo, la crisis, el paro, los problemas de pareja… pones el telediario y todo son desgracias… ¿es posible ser feliz?

 

Es una cuestión que se repite en mi mente y no soy capaz de llegar a ninguna conclusión”

 

Es cierto que vivimos en una época difícil, en la que ser feliz es algo que puede sonar complicado e incluso inalcanzable para muchos, ahora bien, es importante no perderse entre interrogantes y tratar de darle algo de concreción a esta idea.

 

La felicidad, en primer lujar, es algo totalmente personal.

No podemos comprar el estado de felicidad de otra persona al nuestro, no tenemos los mismos intereses, ni principios de vida. Con lo cual, comparar su felicidad a la tuya, sólo hará que te alejes cada vez más de poder tratar este tema con algo de claridad.

 

La situación actual (“la época de vida”) que tenemos, es cierto que tiene muchos aspectos que hacen que poder disfrutar de todo sea complicado, pero no podemos perder de vista que todas las épocas tienen sus complicaciones y comparar unas a otras sólo hace que nos perdamos en un montón de cosas que en definitiva se nos escapan de las manos.

 

Esto es, cuanto más nos centremos en lo que tenemos, más probable es que comencemos a disfrutarlo.

 Con ello, quiero dejar claro, que el término felicidad y la forma de sentirlo, tiene que ser algo concreto, algo definible y algo manejable en nuestro día a día.

 Pensar en todo lo que nos gustaría llegar a tener para ser completamente felices, hace que nos vayamos perdiendo la felicidad del día a día, la de verdad y la que realmente podemos manejar.

 Si pensamos en la cantidad de cosas que pasan a nuestro alrededor que se nos escapan de nuestro control, nos hace sentir indefensos e incapaces de llevar la vida que queremos, luchar con eso es algo complejo y… en definitiva inservible.

 Quiero proponerte que trates de fijarte en ti, en tus circunstancias y en lo más inmediato para tus necesidades e intereses.

 Vamos a comenzar construyendo un bienestar y una vida que te guste y puedas manejar, para poco a poco empezar a sentir una pequeña felicidad real, práctica y de verdad.

 

De esta manera y poco a poco, cuando hayamos conseguido determinar esto, podemos ir dando pasitos y acercarnos a otras cosas, pero no sin antes asentar unas bases firmes y lógicas de lo que te hace bien y por que lo quieras luchar.

 Piensa en ti, en tu vida y en cómo puedes sentirte mejor. ¿Qué quieres que cambie?, ¿qué quieres potenciar?, ¿qué depende de ti?…

 Es un trabajo para hacerlo poco a poco, con constancia, con determinación y en un sentido realista.

 

 ¿Eso que has pensado, te hace sentir bien?

 Pues eso es la felicidad!

Pequeñas cosas que te llenan, te ilusionan y por las que hay que seguir luchando.

 

Ahora que conoces un poco más la idea de la felicidad, ¿vas a ir a por ella o te vas a perder en todo lo que no tienes?

 

 

Vanessa Gallego de Marcos
Psicóloga especialista
Tel: 639775533
C/Profesor Beltrán Báguena 5, planta 9, despacho 4-Valencia
vgdemarcos@gmail.com

@vgdemarcos

 

 

 

Anuncios

Publicado el 14 noviembre, 2012 en drogas, malos tratos, Niños, problemas de alimentación, psicólogo en Valencia, psicología. Añade a favoritos el enlace permanente. 1 comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: